Tipos de pobreza

Según los individuos a los que afecte y según cuáles sean las causas que la motivan, podemos hablar de diversos tipos de pobreza.

Pobreza social

La pobreza social de la población de un país, o de un segmento de la misma, se determina teniendo en cuenta cuáles son las ayudas que reciben las personas más desfavorecidas. También es un factor determinante la reacción, ante esta situación de pobreza, que puedan tener el resto de miembros de la comunidad de que se trate.

Pobreza material

Hablamos de pobreza material cuando quienes la padecen se encuentran además afectados por otras carencias, como la precariedad laboral, el analfabetismo, falta de escolaridad, y otras. Una de las consecuencias de este conjunto de deficiencias es el aumento de la violencia.

Pobreza urbana

Este tipo de pobreza es muy frecuente en las ciudades que suelen recibir un importante flujo de emigrantes, procedentes generalmente del campo. La mayoría de estos emigrantes generalmente tienen rentas más bajas, lo cual aumenta la pobreza urbana.

Más información.

Pobreza rural

Cuando alguna mejora de la situación económica no tiene el mismo efecto en las zonas urbanas que en las rurales, siendo en estas últimas más negativas, y, como consecuencia, siendo la renta per cápita por habitante más baja, se produce lo que se conoce como “pobreza rural”.

Pobreza infantil

La pobreza existente en cualquier sociedad afecta de manera muy especial a los niños, ya que tiene una gran incidencia en factores como el crecimiento, la salud y el desarrollo emocional de los más pequeños. Por ello, en aquellas comunidades en las cuales viven muchas familias en situación de pobreza se puede hablar de pobreza infantil.

Más información.

Pobreza estructural

Cuando dentro de una sociedad existen segmentos de población desiguales, o, lo que es lo mismo, sectores de la población que sufren una situación de pobreza, es cuando podemos hablar de pobreza estructural. Los elementos más significativos de este tipo de pobreza son la inseguridad social, el empobrecimiento crónico o la poca participación de los individuos afectados en la vida social y política.

Pobreza relativa

La pobreza relativa se da en ciertos países que se caracterizan por englobar dentro de su territorio, de manera simultánea, una parte de la población cuyos miembros viven en situación de pobreza y precariedad, mientras que en el resto no se da esta situación y sus miembros disfrutan de rentas suficientes o incluso altas.

Es decir, no puede decirse que el país sea pobre, sino que los gobiernos han dejado de lado una parte de la población y no han adoptado las medidas necesarias para corregir la situación.

Más información.

Pobreza energética

Es aquella que no dispone o una parte muy alta de los ingresos los dedica a sufragar las facturas de electricidad de su hogar.

Más información.

Pobreza absoluta

La pobreza absoluta es aquella en la que el individuo no puede satisfacerse de las necesidades básicas. Como puede ser: la alimentación, el agua potable disponible, un cuidado de salud adecuado, una educación satisfactoria y un acceso a servicios adecuado.

Más información.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar